Orando en todo tiempo – 4

Orando en todo tiempo – 4

Esta semana estamos hablando acerca de orar en todo momento. Efesios 6:18 nos dice: “Oren en el Espíritu en todo momento y en toda ocasión. Manténganse alerta y sean persistentes en sus oraciones por todos los creyentes en todas partes.” Para hacer esto, debemos orar con nuestros ojos abiertos y orar en cualquier lugar donde estemos.

En su libro, “Orando con los ojos abiertos” Sherry Harny dice: “Cuando oramos con nuestros ojos abiertos, nuestro tiempo con Dios no tiene límites”. Dios nos invita a estar con Él, conscientes de su presencia en todo momento, estemos en un lugar silencioso, solos o parados en la fila del supermercado, manejando al trabajo o alabando en la Iglesia, podemos conectarnos con Dios directa y personalmente y Él se deleita con nuestra presencia.

En Sofonías 3:17, dice: “Pues el Señor tu Dios vive en medio de ti. Él es un poderoso salvador. Se deleitará en ti con alegría. Con su amor calmará todos tus temores. Se gozará por ti con cantos de alegría”. ¿No te encanta este pensamiento? ¿que el Dios del universo se alegra y se deleita grandemente en ti? Cuando decides estar en su presencia a diario sea verbalmente o en silencio Él se complace.

Déjanos darte unos ejemplos de maneras en que puedes orar en todo momento: cuando estés en el trabajo toma esas oportunidades cortas que tienes para orar, cuando camines por el pasillo, ora por las personas con quienes trabajas. Cuando te sientes en una reunión ora por las personas que están en autoridad sobre ti; cuando hables con un cliente eleva una oración en silencio y pide sabiduría y cuidado para esa persona.

Aquí hay otras sugerencias: cuando escuches las noticias (y la mayoría no son tan buenas) ora por aquellos involucrados en esas noticias, últimamente las noticias están llenas de tragedias, así que detente y ora por aquellos que sufren por ellas. En vez de quejarte por los líderes en el gobierno y aunque sabemos que hay muchas cosas que criticar, ora por ellos allí, mientras escuchas las noticias, con los ojos abiertos, en silencio o si puedes en voz audible. Si no te gusta la dirección en la cual va tu organización, si te molesta algo que ha hecho tu jefe, una nueva política de la empresa te parece equivocada, ora en vez de participar en el chisme de la oficina, allí mientras trabajas.

Si hay algo en la iglesia que te preocupa, alguna situación del liderazgo que te molesta, ora cada vez que venga a tu mente. Estarás de acuerdo con que esto ayuda mucho más que la crítica y la queja. ¿Cierto? Orar en todo momento no es una misión imposible, es totalmente posible hacerlo cuando determinas orar durante todo el día. Así mantendrás una conversación fluida con Dios todo el tiempo. Tu vida de oración se ampliará y serás mucho más efectivo. Anhelamos que asumas este desafío de orar en todo momento.

 

Encuentra los devocionales originales en inglés en: https://christianworkingwoman.org/ The Christian Working Woman.org. Y escúchalos todos los días en: www.supresenciaradio.com  

Por | 2018-04-07T15:59:00+00:00 Abril 7th, 2018|Categorías: The Christian Working Woman en español|Sin comentarios

About the autor: